Archivos Mensuales: julio 2018

El tiempo ¿todo lo cura?

Con esta entrada estaríamos finalizando nuestro ciclo de mitos relacionados al duelo que tanta repercusión y consultas ha provocado. A todos mis lectores debo decirles que siempre estoy disponible para sus consultas por mi mail: psicorobertomartinez@gmail.com o por el Whatsapp 00598 99 334647 Con gusto y sin apuro les voy respondiendo.  A todos ustedes muchas gracias.

El tiempo, ¿todo lo cura?  me atrevo a cuestionar esta máxima de la sabiduría popular poniendo unos cautos interrogantes.  Varios autores señalan que había una etapa de “resolución” del duelo, una etapa a la que finalmente llegaríamos luego de atravesar un incierto proceso tal como hizo Dotty en el Mago de Oz.

mago-de-oz-maldicic3b3n9

Si bien la búsqueda de sentido ante las pérdidas es algo que muchas personas logran no debiera ser una regla general. Tratarlo como etapa a la que llegar genera un estereotipo que hace sentir innecesariamente mal a mucha gente que no logra dar sentido a la pérdida de un ser querido por ejemplo. Hallar un sentido, darle una forma lógico-afectiva a lo sucedido, nos ayuda, pero dependerá de la persona y naturaleza del hecho que se produzca esta instancia.

¿es malo para la salud psicológica no “superar” la pérdida?

Las investigaciones demuestran que no lo sería necesariamente. Personas que siguen “teniendo presentes” a sus parejas fallecidas no relatan un malestar mayor, tienen una correcta adaptación al entorno y la realidad y su bienestar está estable.  Por otro lado, las circunstancias de la pérdida y su resolución, por ejemplo un caso de injusticia, desaparición o negligencia que permanezcan impunes y que van en contra de nuestros valores y principios de justicia será muy difícil de superar y esa “no superación” no significa un malestar grave.  Esto mismo se observa en las personas lesionadas medulares y otras incapacidades adquiridas importantes. En muchas de ellas el dolor y la impotencia subsisten como el primer día.

No quiero que se piense que la investigación valida el vivir en el dolor, perder el bienestar o abandonar el disfrute de la vida, sino todo lo contrario. Lo que quiero dejarles en claro, es que muchas personas si bien no logran superar nunca una pérdida alcanzan un nivel de bienestar aceptable, sus indicadores de salud psicológica son buenos y esa “no superación” no se relaciona a ningún trauma específico que limite sus vidas.

  Para finalizar citaré a Carmelo Vázquez (2011, p. 262):

Que existan estereotipos no debe llevarnos a considerar que las quejas y el dolor afectan sólo a una delicada y quejosa minoría. Se trata también de respuestas normales y explicables por el trance que se está viviendo. El punto crítico es comprender que estas respuestas más intensas, este sufrimiento desmedido, no son universales ni necesarias. (…) Los seres humanos son extraordinariamente resistentes ante las adversidades, (…) y tienen comportamientos más variados y complejos que lo que se venía creyendo.

Nuestro bienestar está muy relacionado a nuestra autoestima y ella a la autenticidad. Ser nosotros mismos, validarnos, sentirnos seguros de nuestro sentir nos ayudará mucho ante las pérdidas que de manera inexorable acompañan el proceso de vivir.

Si deseas  incrementar tu bienestar personal, conyugal u organizacional no dudes en consultarnos.

 Miembro de la Asociación Internacional de Psicología Positiva

ippa-logo

Lic. Roberto Martínez Hernández

Psicoterapeuta individual y parejas.

Cel: 099334647

Mail: psicrobertomartinez@gmail.com

https://www.facebook.com/psicopos/

skype_std_use_logo_pos_col_rgb  sudriers

help-translate-twitter-into-catalan-afrikaans-ukrainian-greek-czech-or-basque

 

@Lic_R_Martinez

Todo pasa… no es tan así

MITO IV: El malestar es pasajero

No es cierto que todas las personas logran superar los eventos adversos de la vida, algunos quedan tan afectados que su vida toma un nuevo cariz y no se vuelve a niveles de bienestar previo. La constatación de esta realidad produce gran alivio a las personas que no lograron “superar” la pérdida y se sienten como “bichos raros” anclados en el pasado. Se sienten validados en su dolor y eso es una gran ayuda.

En algunas personas las pérdidas producen cambios tan abruptos que hasta su personalidad cambia de un modo casi irreconocible.  Se estima que entre un 20 y 25% de las personas que pierden a un ser querido continúan afectados durante varios años.  Carmelo Vázquez habla de “cicatrices psicológicas”que al igual que las de nuestra piel son un tejido especialmente sensible y engrosado que marca nuestra piel. Parecen ser también las responsables de los conocidos “duelos de aniversario”. Son aquellos dolores y malestares que se reeditan con las fechas.

Los psicólogos hablamos por lo general de que el duelo es un proceso que dura más o menos un año en el común de los casos, pero la investigación demuestra que debiéramos ser más flexibles al respecto. Hay personas en la que un duelo parece inexistente y otras lo viven durante años.

Un capitulo aparte merece lo que las demás personas esperamos del doliente.  En un primer momento esperamos verlo mal, si lo hacemos, nos quedamos tranquilos de que está viviendo el dolor del duelo. Luego, pasado un tiempo, ya queremos verle bien y nos inoportuna si sigue con la perolata dolorosa. Al inicio de un duelo el familiar doliente que además sufre, atrae la atención, compasión y cooperación de los demás. Pasado un tiempo, si la persona sigue con su conducta doliente, ésta pasa a generar rechazo y se deja a la persona sola y aislada. Se comienzan a ver comportamientos de evitación. Las personas se sienten confundidas ya que no están respondiendo a las expectativas del grupo. Las personas como seres sociales que somos, queremos cumplir con las expectativas del colectivo y nos forzamos sin tomar en cuenta nuestra realidad.

La investigación de la Psicología Positiva confirma que existen factores de protección que evitan que nuestro proceso se haga un estado permanente:

  1. El apoyo social: la densidad de la red social que tengamos nos protege mucho. No podemos descuidarla nunca es muy importante para nuestro bienestar e imprescindible para nuestra salud mental.
  2. La espiritualidad: personas que tienen entre sus fortalezas la espiritualidad parecen darle sentido de un modo coherente a las adversidades de una manera más eficaz que personas que no practican ninguna forma de religiosidad.
  3. Bajas expectativas: Pretender que la vida siga como antes, como si nada hubiera pasado suele generarnos altas expectativas y de no cumplirse la frustración se hace presente con el efecto sobre el estado de ánimo, la sensación de fracaso y la depresión.

Conclusión: muchos estereotipos funcionan en los duelos y pueden ser dañinos. Los humanos mostramos una variedad de comportamientos mayor a los descritos y estudiados, debemos ser tolerantes con nosotros y los demás.

Si deseas  incrementar tu bienestar personal, conyugal u organizacional no dudes en consultarnos.

 Miembro de la Asociación Internacional de Psicología Positiva

ippa-logo

Lic. Roberto Martínez Hernández

Psicoterapeuta individual y parejas.

Cel: 099334647

Mail: psicrobertomartinez@gmail.com

https://www.facebook.com/psicopos/

skype_std_use_logo_pos_col_rgb  sudriers

help-translate-twitter-into-catalan-afrikaans-ukrainian-greek-czech-or-basque

 

@Lic_R_Martinez

La Selección Uruguaya y los mitos ante las pérdidas, parte III

Continuamos hoy con los mitos que afectan a los procesos de duelo y condicionan muchas veces nuestro sentir y afectan nuestro bienestar.

MITO 3:  Es importante que “elaboremos” la pérdida

Se espera que quien ha sufrido una pérdida pase por un período reflexivo donde pensando “elabore” la situación y logre procesarla para reestablecerse. Ese proceso es interno y solitario y parte de lo “normal” para estas situaciones. Autores como Bowlby, 1993, o Rando, 1984 sugieren que si la persona no analiza las consecuencias de la pérdida, si no vivencia en profundidad la emociones negativas que ésta conlleva no logrará superar esta etapa y el dolor de la pérdida estará tan fresco a los 10 días como al año del suceso.

La investigación más reciente sobre el tema (Wortam y Silver, 1987) a partir del estudio de padres que han perdido a sus hijos sugiere que aquellos que parecían haber quedado adheridos al momento de la pérdida, dándole vueltas, pensando mucho al respecto, etc. no mejoraban ni parecían recuperarse  de mejor modo que otros del mismo grupo que no tenían estas conductas. Se confirmaba un enunciado que no me canso de repetir a mis pacientes: “pensar más no soluciona más”.

Otro aspecto no menor es lo que cada uno puede considerar por “elaborar”, la mayoría de nosotros supondrá que es pensar sobre algo, reflexionar, etc. y esto tiene mucha relación con la rumiación excesiva o la elucubración, el darle vueltas a un pensamiento de manera incontrolada en nuestra cabeza. En cambio, “elaborar” también puede significar: superar, pasar página, seguir adelante.

En estos momentos que escribo el blog la selección de fútbol de Uruguay perdió en el mundial y quedó fuera del campeonato por el título; podemos observar estas dos tendencias de modo claro en los medios de comunicación.  Desde el seleccionado se opina de seguir adelante, apuntar a otras metas, nuevos sueños y proyectos vendrán. Por otro lado desde los comentaristas se insiste en el análisis de lo que estuvo mal, analizar el por qué se perdió, las conductas de los jugadores etc.  Ambas actitudes son una forma de “elaborar” la frustración de la pérdida, la rotura de la ilusión. Pensemos juntos cual de las posturas incrementará o recuperará de forma más efectiva el bienestar perdido. La investigación demuestra que la postura elaborativa del seleccionado es más efectiva y con menores efectos secundarios.

La postura más rumiativa o reflexiva de elaborar una situación adversa suele relacionarse más con la aparición de estados de ánimo negativos, depresión y baja del bienestar subjetivo.

Conclusión: Hablar del suceso traumático con personas que nos importen y no nos juzguen sí parece se beneficioso para las personas, incluso se notaron mejoras en el sistema inmunitario que suele disminuir en los duelos (Pennebaker, 1994). Por el contrario hablar con todo el mundo de lo que nos pasó tiene un efecto tan adverso como una postura rumiativa. Buen dato para tener en cuenta.

 

Si deseas  incrementar tu bienestar personal, conyugal u organizacional no dudes en consultarnos.

 Miembro de la Asociación Internacional de Psicología Positiva

ippa-logo

Lic. Roberto Martínez Hernández

Psicoterapeuta individual y parejas.

Cel: 099334647

Mail: psicrobertomartinez@gmail.com

https://www.facebook.com/psicopos/

skype_std_use_logo_pos_col_rgb  sudriers

help-translate-twitter-into-catalan-afrikaans-ukrainian-greek-czech-or-basque

 

@Lic_R_Martinez

III Congreso Brasilero de Psicología Positiva

Desde el 26 al 29 de junio en Universidad Mackenzie de la ciudad de Sao Paulo, en Brasil se celebró el III Congreso Brasilero de Psicología Positiva. Un evento que reunió todo el quehacer científico de Brasil en esta área. El desarrollo de la PP (psicología positiva) en Brasil es muy grande y comparado con nuestra realidad es impresionante. Si bien países americanos como Chile y Colombia tienen desarrollo de la PP no llegan a la amplitud ni oferta de Brasil. La barrera idiomática actúa como verdadera muralla que impide que nos llegue gran parte de la producción. Por otro lado, la regulación interna del trabajo del psicólogo en Brasil, que le exige que todas las escalas estén validadas para la población brasilera antes de su uso fomenta un gran trabajo académico que incentiva la investigación.

img_20180626_073211382.jpg

El primer día se brindaron dos cursos de mucho interés desde las 8:30 a las 19 horas y con ese ritmo continuó hasta la finalización. Intercalando con la presentación de libros, discusiones, charlas, mesas redondas y muestra de posters.

img_20180627_153616590.jpg
Con la Dra. Ana Vazquez presidente de la Asoc. Brasilera de PP

Muy importante fueron los intercambios con otros colegas que viven en la clínica situaciones muy parecidas a las nuestras con pacientes que sufren por causas similares: depresión, expectativas inadecuadas, dificultades de relación, etc.

Interesante y productivo fue el Workshop de la Prof. Adriana Santiago sobre el poder terapéutico del perdón. “No perdonar es arrastrar un cadáver a donde vayamos” dijo la profesora. No perdonamos, porque no nos damos cuenta de lo necesario que es para soltar y pasar a otra etapa, no perdonamos por la arrogancia de no reconocer nuestros fallos, no perdonamos porque creemos en una falsa ilusión de justicia o porque de hacerlo nos sentimos cómplices con el victimario. Todas ideas irracionales que impiden que perdonemos, que sigamos con nuestras vidas y la vivamos de un modo pleno. Si bien su formación inicial es el psicoanálisis, mutó luego a la TCC y finalmente a la PP para adoptar la terapia de esquemas como modelo terapéutico altamente compatible con la PP.

IMG_20180628_162819173 (1)
Con la Prof. y Psic. Clínica Adriana Santiago en el Workshop sobre El poder Terapeútico del Perdón. 

El póster ganador de la presentación fue de una colega carioca Sibele Aquino de la Pontificia Universidad Católica de RJ,  que realizó una investigación sobre el efecto de los pasados juegos olímpicos en Río de Janeiro sobre el bienestar de los ciudadanos.

IMG_20180627_101602726

“Los resultados mostraron que las emociones que presentaron mayores incrementos fueron: alegría y entusiasmo y vitalidad. Por otro lado las emociones negativas que se vieron incrementadas por los juegos fueron: vergüenza y miedo.” Concluye que los juegos incrementaron el bienestar de los ciudadanos interesados por el deporte en general, siendo bastante indiferente para los ciudadanos que no prestan atención a esta actividad. Otra conclusión importante es que a la hora de planificar eventos de tal magnitud considerar el impacto en el bienestar de los habitantes es una cuestión importante.

Puedo concluir que la salud del movimiento de la PP es sólida y las áreas de aplicación se incrementan día a día: educación, trabajo, empresas, gobierno además de la tradicional clínica.

Fue un placer haber compartido con ustedes un resumen de mi pasaje por esta importante actividad académica.

 

Si deseas  incrementar tu bienestar personal, conyugal u organizacional no dudes en consultarnos.

 Miembro de la Asociación Internacional de Psicología Positiva

ippa-logo

Lic. Roberto Martínez Hernández

Psicoterapeuta individual y parejas.

Cel: 099334647

Mail: psicrobertomartinez@gmail.com

https://www.facebook.com/psicopos/

skype_std_use_logo_pos_col_rgb  sudriers

help-translate-twitter-into-catalan-afrikaans-ukrainian-greek-czech-or-basque

 

@Lic_R_Martinez